Quienes Somos
As. Jurídico
Jubilaciones
Servicios
Contacto
síguenos en Facebook
Selección de
societat gastronomica
Tango
Guia
Espai Catala
Asociate
Galeria de Fotos
cultura
Carta a Mafalda
Diccionario

Contacto: (+34) 675 384 396

Email:

AMADEO VIVES. DOñA FRANCISQUITA EN BUENOS AIRES
2007-02-18
Sección ARGENTALANES

Amadeo Vives. Doña Francisquita en Buenos Aires
Cristina Ambrosini cristinaambrosini@yahoo.com.ar
Web de Cristina Ambrosini epicureanos.blogspot.com/

El 20 de marzo de 1924 el Cap Polonio atracó en la dársena norte del puerto de Buenos Aires y, en cuanto se les permitió, subieron al barco un gran número de artistas, críticos, autores y empresarios deseosos de conocer a la estrella de la música catalana. Encontraron al personaje asistido por su esposa, rodeado de fotógrafos y periodistas. Al matrimonio Vives le costó trabajo salir del barco. Desde allí, subieron al automóvil de la actriz argentina Camila Quiroga y se trasladaron al hotel. Los días siguientes fueron de intenso trabajo para preparar la presentación de Doña Francisquita. El estreno ocurrió el 25 de marzo con el Teatro Victoria rebosante de público. Al finalizar la obra, Vives tuvo que salir a escena varias veces a saludar. Al día siguiente, la prensa escrita, incluida la escrita en italiano, dedicó grandes titulares al estreno. Doña Francisquita fue un éxito desde la primera función. Mientras la zarzuela se representaba a sala llena todas las noches, su autor era homenajeado por distintas personalidades. La Casa de Galicia quiso agradecerle su Maruxa, en el Hotel Savoy, don José Ossovetzky le ofreció un banquete en nombre de los autores extranjeros, en el Teatro Podestá, su dueño, José Podestá, organizó un almuerzo. La Junta Directiva del Círculo de Autores Argentino lo recibió en su sede social, la Asociación Filarmónica Argentina celebró un concierto en su honor con el cuarteto Buenos Aires, el Hogar Gallego le ofreció un pergamino y el Centre Catalá lo invitó a una velada en la que fueron representadas “El húsar de la guardia” y “Bohemios”. El día 31 de abril, a la cinco de la tarde, el maestro Amadeo Vives acudió a una invitación del Presidente de la República, junto a su amigo Enrique García Velloso, cuando presentaron sus respetos a Marcelo T. de Alvear y lo invitaron a la representación número cincuenta de Doña Francisquita. El presidente, junto a su esposa Regina Pacini de Alvear ex cantante lírica y promotora de las Artes, ocupó el palco de la familia Onrubia. Durante el entreacto recibió a Vives y su socio, Delgado, cuando brindaron con champagne por el éxito de la obra. El 2 de mayo, entre los actos conmemorativos de la Independencia Española, se celebró un concierto donde cantó Mary Isaura y Amadeo Vives pronunció una conferencia sobre “La música en España”. En tanto, continuaban los éxitos de las obras de Vives junto a Doña Francisquita se representaban “La canción del olvido”, “Maruxa”, “El duquesito”, “Don Lucas del cigarral” y “Bohemios”. Nadie quería dejar de homenajear al maestro. El Club Español de La Plata celebró un banquete en su honor, Héctor Quiroga le obsequió un almuerzo criollo, otro tanto hizo el empresario del Teatro Avenida, don Higinio Sierra y la Asociación del Profesorado Orquestal de Buenos Aires organizó un brillante acto en su honor. Vives tuvo ocasión de reunirse con varios empresarios catalanes residentes en el país que gozaban de gran prestigio e influencia. De estas reuniones surgió un manifiesto “Pro-Teatre Catalá que firmaron siete personalidades, entre ellas, Francisco Cambó, Antón de P. Aleu y el poeta Jerónimo Zannó. El manifiesto fue dirigido a todos los catalanes residentes en América, el día de San Jorge. El 12 de agosto se celebró en el Teatro Victoria una velada de homenaje al coro y el maestro Vives ofreció una conferencia “La importancia del coro en el arte lírico” que luego fue reproducido en los diarios. A pesar del éxito, las relaciones entre Vives y su socio Delgado empezaron a ser tirantes a causa de las reticencias del segundo por rendir claramente las cuentas. Vives, para evitar enturbiar aún más la relación, puso de administrador de sus intereses a Rafael Membrives, hermano de Lola. Finalmente, en el despacho del abogado Rogelio de Miguel, en Avenida de Mayo 822, se anuló el contrato de sociedad entre Vives-Delgado. Se firmó un nuevo contrato ante el escribano Illa donde se decidieron nuevas cláusulas de exclusividad sobre Doña Francisquita en distintos lugares de la gira americana. Tras una breve temporada en Montevideo, la compañía actuó en Rosario, Mendoza y otras ciudades argentinas. El 30 de octubre se celebró a toda gala la función de despedida. Hasta aquella fecha, ya ganado el favor popular, la obra había sido representada 200 veces consecutivas. Bohemios fue representada 35 veces, Maruxa 40, Don Lucas del Cigarral, 11, El duquesito, 8, El barberillo de Lavapiés 8, La canción del olvido, 10 y Pergamino el Lampo, 3.
Si en la cartelera de Buenos Aires, Doña Francisquita encabezaba la cantidad de espectadores, en España sucedía lo mismo. Tres compañías recorrían la península con la obra. Se hablaba de su inmediata presencia en el Winter Garden, de Londres. Con los años, será parte de las carteleras habituales y un clásico en el Teatro Colón de Buenos Aires.
El estreno de Doña Francisquita tuvo lugar en 1923 en el tradicional teatro Apolo de Madrid. Por esos años se producía una zarzuela tras otra. Sobre todo las piezas del llamado género chico (no es el caso de Doña Francisquita, más próxima a las proporciones de la ópera tradicional), piezas en un acto que se representaban en el Apolo de Madrid como las funciones de cine continuado. El libreto, de Federico Romero y Guillermo Fernández Shaw está basado en "La discreta enamorada", de Lope de Vega, que traza el retrato de una joven enamorada que logra astutamente el amor de su pretendido. La música de Amadeo Vives se nutre de diferentes géneros populares, como el bolero, el fandango y las seguidillas. Sobre esta base, Vives construye una sucesión de canciones, dúos y coros al mejor estilo de la tradición operística del siglo XIX. La acción se sitúa en 1840, en el marco de la celebración del carnaval en Madrid. La música y la orquestación remiten a esa época más que a la década de 1920 cuando esta zarzuela fue estrenada. Antoni Ros Marbá la considera "una obra maestra, quizás una culminación del género. Hay algunos números, como el coro de Románticos, que podrían servir para una clase de composición, tal su perfección formal y su arte de la modulación. Es también una obra muy difícil, tanto para los cantantes como para el coro y la orquesta. Dice Ros Marbá “no puedo imaginarme cómo habrá sonado el día del estreno, con una orquesta de poco más de veinte músicos."
Cuando le impusieron el nombre, Amadeo, quizás no estuvieran rindiendo homenaje a Mozart pero, a poco de crecer, al igual que en el genio de Salzsburgo se revelaron en el niño sus dotes musicales. Amadeo Vives nació el 18 de noviembre de 1871 en Collbató (Barcelona) aunque sus padres no eran nacidos allí. Su padre, Rafael Vives Solá había nacido en Santa María de Sans aunque sus padres, Silvestre y Teresa, eran de Monistrol. La madre de Amadeo, la segunda esposa de Rafael, era Josefa Roig y Deu, natural de Torrellas de Llobregat, hija de Isidro y Narcisa, ambos nacidos también en esa misma localidad. Al parecer, Amadeo fue el hijo número catorce de su padre. Desde muy pequeño manifestó afición por la música, fomentada por su hermano Camilo. Amadeo pasó cuatro años interno en el asilo de San Juan de Dios, en Barcelona, junto a su hermano que quería ser religioso. Más tarde, en 1882, ingresó en la Escolanía de la Parroquia de Santa Ana de Barcelona, donde estudió piano, armonía, composición y contrapunto, dirigido por José Rivera y Miró. De Barcelona viaja a Toledo donde compone una pieza sinfónica que interpretan sus amigos los músicos de la Academia de Infantería. Viaja también, en 1886 a Málaga donde fue director de la banda del asilo de San Juan de Dios. En Madrid tiene poco éxito por lo que regresa a Barcelona, donde sigue profundizando en el estudio de la música y compone Pues estáis ante el trono del Señor, para tres voces blancas y órgano. En 1887 fue maestro de capilla en la parroquia de Jesús de Gracia y profesor en varios conventos de monjas. A los dieciocho años es maestro de capilla de las monjas de Nuestra Señora de Loreto, prestigiosas entre la alta sociedad barcelonesa. En 1891, junto con su amigo el maestro Luis Millet, funda el Orfeó Catalá. El 19 de mayo de1897, en su plenitud como compositor, estrena en el Teatro Novedades de Barcelona la ópera Arthus, dirigida por el maestro Pérez Cabrero. Ese mismo año se traslada a Madrid, donde se iniciaría en el género de la zarzuela con La primera del barrio, estrenada en el Teatro de la Zarzuela, el 10 de junio de 1898. Pero es con Don Lucas del Cigarral cuando obtiene el éxito que le sitúa entre los compositores más famosos. Con libreto de Carlos Fernández Shaw y Tomás Luceño, fue estrenada en el Circo París el 18 de febrero de 1899, estos se inspiraron en la obra de Zorrilla Entre bobos anda el juego. Su mayor éxito llega con Bohemios. Otras obras de Vives son: Viaje de Instrucción, La balada de la luz, Polvorilla, La buenaventura, Doloretes, El tirador de palomas, Lola Montes, Su alteza imperial, El parador de las golondrinas, La vendimia, La generala (1912), La Villana (1927), Talismán (1932) y, por supuesto, Maruxa, comedia lírica égloga de ambiente gallego, como la denominó su libretista Luis Pascual, estrenada el 28 de abril de 1914 en el Teatro de la Zarzuela; y Doña Francisquita, estrenada en el Teatro Apolo la noche del 17 de octubre de 1923. Amadeo Vives fue catedrático de Música de Madrid, vicepresidente de la Junta Nacional de la Música y los Teatros Líricos, consejero de Instrucción Pública y presidente de la Sociedad de Autores Españoles.
Falleció en Madrid el 2 de diciembre de 1932. Sus funerales se celebraron en Barcelona. La capilla ardiente se instaló en el Palacio de la Música Catalana donde se cubrió el féretro con la bandera catalana y su único hijo, José Vives, junto a su madre y esposa, recibieron las condolencias de múltiples personalidades. El cortejo fúnebre fue acompañado por una multitud que llenó las calles. Así fueron despedidos los restos del gran músico catalán que con su arte hizo un culto del patriotismo y del amor a la música.
Fuentes
HERNÁNDEZ GIRBAL, Florentino, Amadeo Vives. El músico y el hombre, Madrid, Ediciones Lira, 1971
http://www.epdlp.com/compclasico.php?id=1085
http://es.wikipedia.org/wiki/Amadeo_Vives
http://www.geocities.com/lazarzuela20/obrasbohemios.htm

Web de Cristina Ambrosini
Publicidad

TechARTivity - diseño y programacion web
Adquira Martin fierro bilingue formato digital (PDF)
LegaCity
incat
CONSULADO ARGENTINO BARCELONA. Difundimos la web del Consulado, para facilitar la comunicacion entre los ciudadanos/as de argentina y la administracion del Estado Argentino. Esta difusion se realiza de forma TOTALMENTE INDEPENDIENTE DE LAS AUTORIDADES Y SIN OTRO OBJETIVO QUE EL DE FACILITAR LAS GESTIONES DE NUESTROS COMPATRIOTAS. Asimismo, convocamos a todas las entiaddes argentinas a incluir los enlaces con los consulados. Junta Directiva
 
Publica tu baner
Escribenos a

 

(c) 2005-2017 - Casal Argentino de Barcelona - C/Casp, 17, 1 piso, oficina 12 - 08010 Barcelona - Catalunya | Móvil: 675 384 396 | Email: